Fiel Malaguista, eres nuestro amor verdadero. La pasión que nos une es lo que nos ha permitido llegar hasta aquí, te lo debemos todo.

En este año y medio sin vernos, hemos tenido tiempo paran reflexionar. Nos hemos dado cuenta de que una relación que solo dura unos meses no puede ser una unión seria. Por esto, te pedimos matrimonio. A partir de ahora, dejas de ser ‘abonado’ para convertirte en Fiel Malaguista. Desde hoy, nuestra relación no se ceñirá a una campaña deportiva, ahora serás parte de nuestra vida siempre. 

Aquí te mostramos cuales son las ventajas de tu nueva vida.

Te quiere, tu MCF.